Sentir, Últimas
1 comentario

Un viaje corto, irónico, intenso y único, como la vida misma

Tweet about this on TwitterShare on Facebook15share on Tumblr0Share on LinkedIn0Email to someone

 

“H

an pasado rápido estos cuatro días”… dice Tomás (Javier Cámara), acto seguido comienza a llorar, dos tímidas lágrimas hacen que se entrecorte lo que parece ser la frase de despedida entre dos amigos.

Un frío y hermoso paisaje abre el film, augurándonos en el primer plano de ésta última película de Cesc Gay el camino que llevará la historia de dos amigos, la historia de una despedida, la historia que nos cuenta Truman.

Tomás viaja desde Toronto hasta Madrid para ver a Julián (Ricardo Darín), un amigo que  se está muriendo a causa de un cáncer, e intentar convencerle para que siga con el tratamiento, cosa que Julián no parece dispuesto a hacer. Sobre este aparentemente sencillo argumento comienza un viaje de cuatro días lleno de humor, sentimientos, ironía, valentía, generosidad, miradas… un viaje corto, irónico, intenso y único, como la vida misma.

Recordándonos ligeramente a una versión contemporánea y más cómica de Fuego Fatuo de Louis Malle, Cesc Gay habla de la amistad, el amor y la muerte de una manera tan natural y bien rodada que uno no puede evitar sumergirse en esta historia sobre cómo una persona mira a la cara a una enfermedad tan grave como es el cáncer, anteponiendo su vida ante todo. El director nos propone un paseo con Tomás, Julián y su perro Truman, acompañados por unos secundarios de lujo y con unas secuencias magistrales, en el que no importa el fin, no importan los porqués, lo que importa es la vida, el camino, el camino de estos tres personajes.

Truman_2

Probablemente sea el trío de personajes – sí, incluyo al perro, debe incluirse por supuesto-, más íntimo y veraz que un humilde servidor haya podido ver actualmente en el cine, también tiene el juego de miradas mejor interpretado, realizado y montado del cine español actual. Porque es más importante en Truman lo que no se dice que lo que se dice, lo que esconde el humor negro, y la cómica frivolidad con la que Julián lleva a Tomás por su último paseo por la vida.

Aquí Javier Cámara y Ricardo Darín son llevados al límite por el director, sacando lo mejor de cada uno, para que el espectador sea testigo de dos interpretaciones brutales, con los ojos más certeros que puedan verse en una pantalla de cine – los de Cámara- y un Darín simplemente magistral, convirtiendo al personaje en él mismo, elevando al personaje de Julián a un súmmum de realismo interpretativo como solo el mejor de los actores sabría hacer.

Truman también habla de perder, de dejar atrás la vida, siendo incluso más notoria esta sensación, curiosamente, sobre el personaje de Javier Cámara. Él deja todo atrás, vive fuera, apenas tiene contacto con sus raíces, da la sensación al terminar el film que Tomás ha perdido mucho más que Julián, irónica sensación que acompaña al tono del film de Gay.

Quizás si hay algo que achacar a la cinta sea la constante reiteración del personaje de Ricardo Darín por “reírse” del cáncer, por frivolizar e ironizar sobre él, aunque claro uno no sabe qué haría en dicha situación, quizás esa frivolidad constante sea un escudo del personaje, aun así se antoja algo repetitivo. Quitando este pequeño detalle el film del director barcelonés desnuda un guión que se encuentra en perfecto equilibrio entre la comedia y el drama, sin caer en sentimentalismos consigue emocionarte, es tan natural y bella como la propia vida. Pero… ¿Qué es la vida?

La vida es amar, ser generoso como Tomás, ser valiente como Julián, es andar por ella, es reír…la vida también es dura, cruel, fría, casi gélida como el tratamiento del film. Pero dentro de esa frialdad encontrarás el calor, el calor y la comodidad de alguien, de tu mejor amigo, de tu perro, de la profesión que amas, porque la vida está llena de risa, ironía, de claroscuros, a fin de cuentas, la vida puede ser tan bonita y certera como lo es Truman. Disfrútenla, al fin y al cabo, es un paseo de cuatro días.

Truman_Cartel

TrumanF_Punt_4

· Año: 2015
· Duración: 108 min
· País: España
· Director: Cesc Gay
· Guión: Cesc Gay
· Fotografía: Andreu Rebés
· Reparto: Ricardo Darín, Javier Cámara, Dolores Fonzi, Àlex Brendemühl, Javier Gutiérrez, Eduard Fernández, Elvira Mínguez, Silvia Abascal, Nathalie Poza, José Luis Gómez, Pedro Casablanc, Francesc Orella, Oriol Pla, Ana Gracia, Susi Sánchez, Àgata Roca

1 Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *