Sentir, Últimas
Deja tu comentario

Crítica de ‘Lost River’, de Ryan Gosling

Tweet about this on TwitterShare on Facebook15share on Tumblr0Share on LinkedIn0Email to someone

L

a ensoñación y el esperpento se mezclan en el debut como director de Ryan Gosling para enseñarnos el sueño americano convertido en pesadilla. Inquietantes y atractivas imágenes forman este relato de tono onírico que nos narra la historia de una familia a punto de perder su hogar y cómo madre e hijo intentan evitarlo, cada uno a su manera.

Las malas críticas han inundado el film como el agua bañó y dejó en el olvido la ciudad que da título a la película. Pero, tras visionarla, sentirla, digerirla y pensarla, una pregunta ronda mi mente: ¿se juzga a la obra o se juzga a su creador? Nos encontramos ante un debut interesante, atrayente, con imágenes potentes que dicen más que los diálogos que surgen en ellas. ¿Son, por tanto, justas las calificaciones negativas que de manera unánime rodean a Lost River?

Con claras referencias visuales y narrativas, no nos encontramos ante una película vacía sino ante una bella metáfora de la crisis económica que ha hundido a tantas familias, a tantas personas, llevándose sus hogares, sus sueños y el deseo de un futuro mejor. En esas ocasiones, tan sólo quedan dos opciones: o aceptar la solución que se nos ofrezca por poco que nos agrade (como debe realizar Billy, la madre interpretada por Christina Hendricks) o vivir a través del pasado lejano, rememorándolo en un presente que ya apenas existe (como representa a la perfección la intrigante figura de Barbara Steele).

Lost River_2

Gosling nos muestra de interesante manera el descenso de Billy a los infiernos para evitar que le arrebaten su hogar. No nos hace plantearnos hasta dónde podemos llegar para evitar perderlo todo sino cuánto sufrimiento deberíamos aguantar para que no sea peor la solución que el problema inicial.

El tempo del film va en concordancia con la languidez de la historia y los personajes que la forman. Gracias a esto y a la suma de las imágenes, el ritmo y la música, se consigue crear una atmósfera absorbente que llenará todo el metraje. Mención especial se merece Benoît Debie, quien gracias a su laborioso trabajo consigue realizar una fotografía hipnótica y sugerente en cada plano.

Sí, quizás el guión de Ryan Gosling no sea perfecto, la narración no termine de cerrar, y las influencias de los directores con los que ha trabajado sean claras. Pero ninguna de estas son razones para catapultar un interesante debut como este, un largo poema que narra la triste situación económica en la que vivimos. Por ello, no dejo de pensar mientras aún saboreo cada plano que quizás no se critique la historia, ni los movimientos de cámara, ni los diálogos, las actuaciones o el ritmo del metraje, sino que lo que simplemente ocurre es que se rehúsa y rechaza la idea de que un joven actor como Gosling intente subirse al Olimpo de los directores con una película que intenta contar mucho más de lo que muestra, aunque no siempre lo consiga.

Cartel LOST RIVER

Lost RiverF_Punt_4

· Año: 2014
· Duración: 95 min
· País: Estados Unidos
· Director: Ryan Gosling
· Guión: Ryan Gosling
· Fotografía: Benoît Debie
· Reparto: Christina Hendricks, Saoirse Ronan, Iain de Caestecker, Matt Smith, Eva Mendes, Ben Mendelsohn, Barbara Steele, Reda Kateb, Demi Kazanis, Carey Torrice, Torrey Wigfield, Garrett Thierry

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *