Sentir, Últimas
Deja tu comentario

Crítica de ‘Aprendiendo a conducir’, de Isabel Coixet

Tweet about this on TwitterShare on Facebook8share on Tumblr0Share on LinkedIn0Email to someone

 

B

asada en una historia publicada por Katha Pollitt en The New Yorker sobre un profesor de autoescuela de origen hindú y una americana cincuentona recién divorciada que quiere aprender a conducir. No es una historia de amor, sino de amistad y de fe en las personas, de la búsqueda desesperada de un pilar vital que sustente un futuro incierto y de la importancia de confiar en uno mismo. Y de cómo los personajes más inesperados pueden dar un vuelco completo a nuestras vidas. En un segundo plano también habla sobre el choque de culturas y sobre la aceptación de lo diferente.

Los elementos que pone Isabel Coixet sobre la mesa son interesantes, pero a pesar de eso se queda en lo superficial, y mientras que en películas como Mi vida sin mí o La vida secreta de las palabras traía intensos melodramas con muchos personajes, con Aprendiendo a conducir se queda corta, no profundiza en la psicología de sus dos protagonistas y deja al espectador con la sensación de que lo que ha visto no es nada nuevo.

En palabras de la directora: “es la primera película que hago que no te da ganas de cortarte las venas”. Para bien o para mal, la esencia de sus anteriores trabajos no se encuentra en Aprendiendo a conducir, así que tanto para los acérrimos defensores de su figura como para los detractores, esta nueva obra es algo totalmente distinto dentro de su filmografía. Pero le falta chispa. A lo mejor está condenada a hacer cine depresivo y nada más.

El problema es que cuenta con una estética demasiado sencilla, poco vistosa y empacada, una fotografía que brilla por la ausencia de innovación, una banda sonora olvidable y unas interpretaciones que, aunque correctas, no acaban destacando. Además la historia es tan light y bienintencionada que choca que sea de Coixet. Todo esto convierte Aprendiendo a conducir en una película decente pero olvidable, casi más cercana a un producto cinematográfico televisivo que a una producción seria de una cineasta con talento. Ejemplificando con extremos: está mucho más cerca del detestable telefilm Cosas que diría con solo mirarla que de American Beauty, la comedia dramática por excelencia de los últimos veinte años. Mediocre.

 

APRENDIENDO_A_CONDUCIR_poster

Aprendiendo a conducir
F_Punt_2

· Año: 2014
· Duración: 1o5 min
· País: Estados Unidos
· Director: Isabel Coixet
. Guión: Sarah Kernochan
· Fotografía: Manel Ruiz
· Reparto: Ben Kingsley, Patricia Clarkson, Grace Gummer, Sarita Choudhury, Jake Weber, Samantha Bee, Daniela Lavender, Matt Salinger, Michael Mantell

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *